Críticas/Miércoles/Para Pasar Miedo

La Mujer de Negro (2012): El buen terror gótico

A Daniel Radcliffe le ha sentado fenomenal liberarse de la levita negra. Particularmente, pensaba que el actor, a lo largo de la saga mágica, había ido acumulando una serie de tics y gestos de los que no se libraría. Incorrecto. En La mujer de negro (2011) vemos a un jovencísimo padre soltero que se enfrentará a la señora del título, ni rastro del chico con cicatriz en la frente. Y lo mejor de su interpretación es que afronta la situación sin juzgarla. Además, debo agradecer a los guionistas que nos ahorren al público eso que suele pasar con las de terror: que te tiras media película pensando “¡no te metas ahí, hombre, si sabes que acabarás mal!” o “es que lo tuyo son ganas de morir, chato”. El personaje no tiene otra que hacer lo que todo buen protagonista de filme de terror (gótico, para más señas) porque la premisa se la han pensado muy bien. Que la historia no se la monda de original, vale, pero está bien tratada.

The-Woman-in-Black-1

La primera media hora, estupenda. Todo es misterio, ambiente inquietante, la brillante atmósfera crea una expectativa (¿a lo mejor demasiada?) que te hace arder en deseos por saber dónde conduce todo. Los tres cuartos de hora siguientes, terroríficos. El susto es austero y se base en el sonido, en la profundidad de campo y la iluminación. Todo lo que está en penumbra aterroriza y no la sangre, el cuchillo de plástico falso o la música frenética –aquí prefieren el sonido ambiente, mucho más sutil–. El momento álgido de tensión se dilata hasta estrangular al espectador que pide un descanso, tomar un poco el aire. El cuarto de hora final… bien. Normal. Sin decepcionar, ni apasionar. Un desenlace como cualquier otro.

the-woman-in-black-critica

A ver si me explico, la película cumple su función, da miedo del bueno. Y lo que queda después de verla es el mal rato y no como ha terminado.

¿Les gusta pasar miedo? ¡Adelante! Buena elección. ¿Quieren saber cómo se las apaña Radcliffe sin varita? Pasen y vean. ¿Esperan redescubrir el género? No, eso ya no. Dicen que, puestos a elegir, para eso mejor Eden Lake (2008) del mismo director –James Watkins– y, ojo, con Michael Fassbender. Lo compruebo y les digo.

Dulces pesadillas a todos.

Mi nota: 6’5

Ver película en Filmin

Sin título-1

Jaume Clapésjaumecss: Crecí queriendo ser Bond, el King Kong en blanco y negro o el guante de Gilda. Ahora quiero devorar cine del pasado y del presente y mi reto personal es ver las 1001 películas que hay que ver antes de morir.

Twitter:@jaumecss

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s